¡Gracias por acomapañarme en mi canto!

Siempre se siente satisfacción cuando se llena la sala de un concierto que preparamos con mucho amor para el público. Durante unas semanas trabajamos bien duro la promoción y los ensayos para que no fuera un simple canto homenaje para Simón Díaz u otro tributo para el tío.



Desde tempranas horas sabíamos que había mucha gente haciendo cola para ingresar a la sala, lo cual nos daba una sensación de mayor responsabilidad y preocupación por que cada detalle planificado se realizara sin contratiempos.

Llegó la hora, se abrió la sala y se escuchó el ruido entusiasta del maravilloso público llenando la sala, corriendo por sus merecidos puestos. Lamentablemente, algunos quedaron sin sillas y otros sin poder ingresar a la Sala de Conciertos Auditorium de CANTV. 

La primera pieza fue "Garcita" , con la cual la tecnología me permitió cantar a dúo con Simón Díaz, entre sonidos de vacas y ordeño. Se ambientó la madrugada llanera durante la entrada, con lo cual dejamos claro la perenne presencia del llano venezolano en el repertorio de Simón. Acto seguido, arrancó el arpa gentil de Alí Bello con los arreglos de "Mi querencia" y "El Alcaraván", a partir de allí, no recuerdo cuantas canté solo y cuantas piezas cantó el público. Sólo se que los chicos de Solo Ensamble se lucieron con sus ejecuciones instrumentales y que el violín de Luis Carlos Gutierrez hizo gala del legado de su padre, quién fue el mejor violinista y mandolinista que acompañó al compositor homenajeado.

Gerardo Valentín cantó varias tonadas de Simón, entre ellas "Tonada del Cabrestero"

Poco a poco, pieza a pieza, nos fuimos tranquilizando al lograr la máxima compenetración con los asistentes, para luego dar paso a  los duetos. Marisela Querales, Zeneida Rodriguez, César Gómez, Ronald Chacón y Chusmita les regalaron sus voces al público, entonando piezas hermosas del Tío Simón como: "El corazón de Bolívar", "Serenata", "Barabacoas", "Como yo la tengo", dándole al concierto un toque de alegría y sabor a costa.

Los organizadores me confirmaron que fuimos el concierto más largo en la historia del ciclo Conexión Cultural y no podía ser de otra forma, puesto que uno no quiere que se quede ninguna canción de Simón fuera del canto. Aún con lo largo del concierto, no faltó el usual "bis" o la "otra", "otra", "otra" la cual complacimos nada más y nada menos que "El becerrito" (La vaca mariposa).

 
Chusmita y Gerardo Valentin interpretando "Tonada del niño campesino"


 Al final, quedó la gran satisfacción de la misión cumplida, de los rostros de alegría, los abrazos, los agradecimientos y el reonocimiento a un hermoso equipo que me acompañó en la planificación y puesta en escena de tan bonito Homenaje a Simón Díaz. 

¡GRACIAS CARACAS! GRACIAS GENTE BELLA QUE LLENÓ LA SALA!

 
Zeneida Rodriguez y Gerardo Valentin interpretando "Serenata" (Mi interpretación)